October 10, 2019 at 11:37 am EDT | by Tremenda Nota
Con arrestos y desacuerdos avanza la discusión sobre derechos LGBTI en Estados Unidos
Un grupo de manifestantes en las afueras de la Corte Suprema de los Estados Unidos, el 8 de octubre de 2019. (Foto: Michael Key / Washington Blade)

Nota del editor: Tremenda Nota es un medio socio del Washington Blade. Esta nota salió originalmente en su sitio web el 9 de octubre.

La policía estadounidense arrestó este martes a 133 activistas que realizaron un acto de desobediencia civil en las afueras de la Corte Suprema del país, mientras se debatía sobre la protección laboral que demandan las personas LGBTI.

La Ley de Derechos Civiles de 1964 prohíbe a los empleadores discriminar por sexo. Ahora se discute si esa disposición debe proteger también a las personas LGBTI que han sido despedidas por su orientación sexual o identidad de género. 

Los activistas efectuaron una sentada y fueron arrestados por obstruir los accesos a la Corte Suprema. 

“Convocamos esta acción porque estamos profundamente preocupados y enojados, ya que podría abrirse la puerta a la pérdida de derechos y protecciones en el lugar de trabajo, en la educación, la atención médica, el ejército y más allá”, dijo a principios de semana Charles King, director ejecutivo de Housing Works, una de las organizaciones que convocó la concentración. 

Mientras los activistas fueron detenidos, no hubo acuerdo entre los jueces que pasaron algunas horas discutiendo sobre asuntos como el acceso a los baños públicos y los códigos de vestimenta impuestos. 

La administración Trump ha argumentado en informes presentados ante la Corte Suprema que los más de 8 millones de trabajadores LGBTI con que cuenta Estados Unidos no tienen derecho a la protección que establece la Ley de Derechos Civiles de 1964.

La tarea de los jueces será determinar si la categoría de “sexo” engloba a las de “identidad de género” y “orientación sexual” y, en dependencia de la decisión, extender o no la protección legal a todas las personas LGBTI.

“Sexo significa si eres hombre o mujer, no si eres homosexual o heterosexual”, dijo Noel Francisco, Procurador General de Estados Unidos, a quien corresponde defender la posición del gobierno actual. 

El proceso no terminará hasta mediados de 2020. 

Los casos discutidos este martes implican a un instructor de paracaidismo y a un empleado del gobierno en Georgia, despedidos después de que se conociera su homosexualidad; aunque tal vez una de las demandas más visibles sea la de Aimee Stephens, una mujer transgénero que perdió el puesto en una funeraria de Michigan cuando comunicó su identidad de género y la intención de seguir el camino para alcanzar la apariencia que deseaba. 

© Copyright Brown, Naff, Pitts Omnimedia, Inc. 2019. All rights reserved.