July 2, 2019 at 9:13 am EDT | by Ernesto Valle
Marcha del Orgullo LGBTI en El Salvador proclama ‘ni un paso atrás’
Más de 15.000 personas participaron en una marcha del Orgullo LGBT en San Salvador, El Salvador, el 29 de junio de 2019. (Foto de Ernesto Valle por el Washington Blade)

SAN SALVADOR, El Salvador En El Salvador, al igual que en otros países que alrededor del mundo se conmemora en junio el Orgullo LGBTI, han estado cargados de muchas actividades en favor de la visibilidad y las luchas del movimiento en el país.

Entre cines foros, exposiciones de fotos y un foro por el rescate memoria histórica, eventos deportivos, entre muchos otros eventos, tanto las organizaciones que se aglutinan en la Federación Salvadoreña LGBTI, como negocios LGBTI y el portal de noticias LGBTI, han estado de manera muy activa trabajando para que la realización de los mismo sea todo un éxito para llegar a la fecha en la que se culmina con la marcha.

Entre una de las actividades con las que se contó en el mes del Orgullo LGBTI, fue la iluminación del Palacio Nacional ubicado en el Centro Histórico de la capital, el día 18 de junio y permanecería iluminado hasta el fin del mes, esto estuvo a cargo de la gestión del Hoyo, negocio histórico LGBTI ubicado en las cercanías del Palacio y con el apoyo del Ministerio de Cultura del actual Gobierno.

Por su parte la Asociación Entre Amigos realizó la VIII Plegaria Rosa, en las instalaciones del Teatro Roque Dalton, en donde Bessy Ríos, directora de la Fundación de Familiares y Amigos por la Diversidad, participó dando unas palabras, entre las que resaltan, “Nuestros hogares tienen que ser lugares de paz. Lugares donde se ame sin tener que dar explicaciones. Eso es ser familia”.

Dos días antes de la marcha el Colectivo Normal, en apoyo de la Casa Tomada y el Centro Cultural de España, realizaron la pinta de un paso peatonal arco iris sobra calle la Reforma en la ciudad capital, dicho paso conecta La Casa Tomada y el Centro Cultural de España; el objetivo fue visibilizar y concientizar que las personas LGBTI también son peatones y por ende sujetos de derechos que deben ser respetados. 

Para el sábado 29 Junio, miles de personas ya estaban listas para la vigésimo tercera Marcha del Orgullo LGBTI, bajo la consigna Ni Un Paso Atrás, todo se enmarcó en la conmemoración del 50 aniversario de los disturbios suscitados en Stonewall en la ciudad de New York, los cuales dieron la pauta al movimiento LGBTI en el mundo, de los cuales se honra la memoria de sus principales pioneras Sylvia Rivera y Marsha Johnson, ambas mujeres trans.

En su pronunciamiento la Federación Salvadoreña LGBTI hacen el llamado a que se hagan justicia a los crímenes por odio por orientación sexual, identidad y expresión de género. De igual manera piden, “que se continúe la labor de la Dirección de Diversidad Sexual ya que representa un espacio muy importante no solo de trabajo en el Órgano Ejecutivo sino también de representación e incidencia para los avances en el respeto a nuestros derechos”, expresaron.

Además exigieron al actual Gobierno que fomente y aplique el Decreto Ejecutivo No 56, el cual prohíbe toda forma de discriminación en razón de la orientación sexual e identidad de género, pues hacían alusión a las palabras que han sido declaradas en varias oportunidades; “se gobernará para todos, no solo para unos cuantos”.

La marcha tuvo como punto de salida las afueras de la Universidad de El Salvador, bajando sobre la 25 avenida norte, para luego incorporarse a la Alameda Roosevelt hasta el Monumento al Divino Salvador del Mundo, recorrido en el cual los asistentes a la marcha exigieron respeto a sus derechos y reivindicar la lucha contra la discriminación.

La marcha contó con la presencia por primera vez de embajadores de Alemania, la Unión Europea, España y el representante de las Naciones Unidas. Al final del recorrido en el punto de meta se encontraban diferentes locales de productos, comidas y bebidas para el deleite de todas y todos; un grupo de estudiantes de la Universidad de El Salvador realizaron atrás de la tarima principal un performance en el que se realizó una boda de dos seres sin rostro en representación todos aquellos que se esconden para amar. Luego en la tarima principal, las personalidades de las entidades antes mencionadas, brindaron unas palabras de apoyo a los asistentes, para luego dar inicio al Pride Fest Sv, organizado por El Salvador G, el cual contó con artistas nacionales e internacionales para deleitar a las más de 15.000 personas que acompañaron la marcha hasta el Divino Salvador del Mundo.

Ernesto Valle is a journalist and activist in San Salvador, El Salvador, who covers LGBT issues.

© Copyright Brown, Naff, Pitts Omnimedia, Inc. 2019. All rights reserved.