January 11, 2019 at 5:53 pm EDT | by Yariel Valdés González
Suprema Corte de México reconoce el derecho de parejas del mismo sexo a Seguridad Social
Supreme Court, Mexico, gay news, Washington Blade
La Segunda Sala de la Suprema Corte de Justicia de la Nación (SCJN) el 9 de enero de 2019 reconoció el derecho de las parejas mexicanas del mismo sexo a acceder a los beneficios del Instituto Mexicano de Seguro Social (Foto por Thelmadatter; cortesía de Wikimedia Commons)

La Segunda Sala de la Suprema Corte de Justicia de la Nación (SCJN) reconoció en su sesión del miércoles el derecho de las parejas mexicanas del mismo sexo a acceder a los beneficios del Instituto Mexicano de Seguro Social (IMSS), una acción que persigue la igualdad en materia jurídica, donde la población LGBTI aún no es completamente favorecida.

Este fallo convierte al artículo 130 de la actual Carta Magna mexicana, que restringía este derecho únicamente a las parejas heterosexuales, en inconstitucional, pues resulta violatorio de los derechos de la Seguridad Social, así como de los principios de no discriminación y de protección a la familia, establecidos en los artículos 1, 4 y 123 de la Constitución vigente.

A través de un comunicado, la Suprema Corte informó que sus magistrados analizaron un caso donde el IMSS había denegado la pensión de viudez a la pareja de una persona homosexual fallecida y que era un trabajador asegurado por esa institución.  Así, la SCJN determinó que tal decisión resultaba discriminatoria, lo que abre el camino para la restitución de esta injusticia.

Desde noviembre de 2018, el Senado de la República había dado pasos en favor de esta iniciativa, al avalar la propuesta del ex senador y actual director del IMSS, Germán Martínez, para garantizar el derecho a la Seguridad Social a las parejas del mismo sexo.

Para Francisco Robledo Sánchez, conferencista y socio director de la Alianza por la Diversidad e Inclusión Laboral (ADIL), esta ley “salda una deuda para todo tipo de familias y, sobre todo, a cabezas económicas familiares, sin distinción de su estado civil, el sexo de su pareja y configuración familiar”.

El abogado Armando Ocampo recibe la noticia como un impulso más y un mensaje claro de igualdad sustantiva que manda la Corte al Legislativo, “ya que actualmente está pendiente por la Cámara de Diputados apruebe la reforma a la ley del IMSS para que esto sea realidad y no a golpe de mazo de justicia y en casos aislados, sino que se aplique por igual en todo el país”.

Robledo declaró al Washington Blade que en realidad las parejas homosexuales han tenido acceso a servicios de Seguridad Social desde hace años, solo que hasta ahora se formaliza con la Ley Federal. “Antes se podía realizar bajo ordenamientos administrativos que ya estaban en marcha hace 5 o 6 años. Ahora, lo que se logra es que no haya excusa o pretexto de que se puedan registrar a parejas del mismo género en todo tipo de prestaciones”.

Añadió Robledo que esta ley no solo beneficia a parejas del mismo sexo, “sino también pone en igualdad de condiciones a mujeres, e incluso, a trabajadoras del hogar, que les permite como generadoras económicas primarias, poner de beneficiarios a sus cónyuges”.

Jaime López Vela, abogado y experto en derechos humanos, señaló en una entrevista concedida al canal del Congreso mexicano que “la Seguridad Social es lo que nos permitirá una guardería para nuestros hijos, la posibilidad de atender cualquier enfermedad, cotizar para tener un retiro y proteger a nuestros cónyuges o concubinos en caso de deceso de alguno de ellos”.

Ocampo, quien se ha convertido en el primer gay mexicano en ganar un juicio por homofobia, afirmó que esta victoria significa que también se elimina el lenguaje sexista y genitalizador de la ley del IMSS, por cuanto a que solo para efectos de seguridad social es viable reconocer la unión entre hombre y mujer, lo que está siendo expulsado del orden jurídico.

Según el Comité de Derechos Económicos, Sociales y Culturales (DESC) de México “el derecho a la seguridad social es de importancia fundamental para garantizar a todas las personas su dignidad humana cuando hacen frente a circunstancias que les privan de su capacidad para ejercer plenamente los derechos reconocidos en el Pacto (…) incluye el derecho a obtener y mantener prestaciones sociales, ya sea en efectivo o en especie, sin discriminación, con el fin de obtener protección”.

La posibilidad de acceder al Seguro Social de una pareja del mismo sexo ha sido una de las principales demandas y preocupaciones de la población LGBTI mexicana. De los más de 12.000 matrimonios gais que se han efectuado desde 2009 en el país, uno alto por ciento se concretó por los beneficios legales que se desprenden de esta unión, como el Seguro Social.

“Falta culminar el proceso legislativo en la Cámara Baja — manifiestó Ocampo — y que esto sea una realidad en todo el país y no solo en casos aislados y con lo complejo y cuantioso que es sostener un litigio constitucional de tres años en el mejor de los casos”.

Por su parte, Robledo agregó que aún falta que se cambien los reglamentos de las instituciones de Seguridad Social, primero estaba la Ley, ahora faltan las leyes menores o Reglamentos de Operación.

Hasta febrero de 2017, y según el Padrón de Beneficiarios del Programa IMSS-BIENESTAR, estaban inscritas al Seguro Social más de 13 millones de mexicanos. 

Comments are closed
© Copyright Brown, Naff, Pitts Omnimedia, Inc. 2019. All rights reserved.